Consejos para prevenir el fraude

Cosas que debe hacer

  • Proteja su número de Medicare (que está en su tarjeta de Medicare) y su número de Seguro Social (que está en su tarjeta de Seguro Social). Maneje su tarjeta de Medicare como si fuera una tarjeta de crédito.
  • Recordar que nunca nada es “gratuito”. No acepte ofrecimientos de dinero u obsequios a cambio de servicios de salud.
  • Haga preguntas. Tiene el derecho de saber todo acerca de sus servicios de salud, incluidos los costos que se facturan a Medicare.
  • Informarse acerca de Medicare. Conozca sus derechos y sepa que es lo que un proveedor puede o no facturar a Medicare.
  • Utilice un calendario para registrar todas sus citas con su médico y los análisis o radiografías que se realiza. Luego, verificar los resúmenes de Medicare cuidadosamente para asegurarse de que cada uno de los servicios y sus correspondientes detalles figuran en el resumen y están correctos. Si está internado, asegúrese de que la fecha de admisión, la fecha de alta y el diagnóstico aparezcan correctamente en su factura.
  • Sea cauteloso de aquellos proveedores que le dicen que el artículo o servicio generalmente no tienen cobertura, pero que ellos “saben cómo facturar a Medicare”, así Medicare paga por ellos.
  • Asegúrese de comprender cómo funciona un plan antes de inscribirse.
  • Siempre verifique sus píldoras antes de salir de la farmacia para asegurarse de que tiene el medicamento correcto, si es de marca o genérico y la cantidad total. Si no obtiene la cobertura total, informe el problema a su farmacéutico.
  • Denunciar casos en los que sospecha que hubo fraude.

Cosas que no debe hacer

  • No permitir a nadie, excepto a su médico u otros proveedores de Medicare, que revisen sus registros médicos o recomienden determinados servicios.
  • No comunicarse con su médico para solicitar un servicio que no necesita.
  • No deje que nadie lo persuada de ver a un médico para recibir cuidado de salud o un servicio que no necesita.
  • No aceptar suministros médicos de un vendedor ambulante. Si alguien lo visita y le dice que es de Medicare o Medicaid, recuerde que ni Medicare ni Medicaid envían representantes a su domicilio para vender productos o servicios.
  • No dejarse influenciar por avisos publicitarios en los medios relacionados con su salud. Muchos avisos radiales y televisivos no tienen buenas intenciones.
  • No ofrezca su tarjeta ni su número de Medicare y tampoco su tarjeta ni su número de Seguro Social, a ninguna persona, excepto su médico u otra persona que usted sepa que debe tenerlo.